Google playApp Store

Guía: Reacciones adversas al consumo de alimentos

Es muy difícil entender algo sin tener una visión global, con esta guía infográfica desde ¡Bueno para Mí! intentamos resumir de una forma clara y sencilla los posibles orígenes de las reacciones adversas al consumo de alimentos…

Reacciones adversas al consumo de alimentos

 

Consumo de alimentos tóxicos

El primer posible foco de una reacción adversa al consumo de alimentos es que estemos consumiendo algo tóxico, podemos diferencias 2 focos tóxicos diferentes:

Veneno

Los venenos afectan a todas las personas, ya sea por su presencia natural (como las setas venenosas), ya sea por la presencia de algún producto como los pesticidas. Dependiendo de la cantidad su efecto es mayor.

Infecciones

Las infecciones (normalmente bacterianas) se suelen producir por alimentos mal conservados y como los venenos afectan a todas las personas.

Consumo de alimentos inocuos

El segundo posible foco de una reacción adversa al consumo de alimentos es que estemos consumiendo un producto inocuo, pero que por alguna razón nos produce algún efecto adverso no deseado. En este caso puede tratarse de una reacción inmunológica (nuestro cuerpo defendiéndose de un supuesto ataque externo) o no inmunológica (causado por algún déficit de algún tipo). A continuación los detallamos:

Reacciones inmunológicas – IgE mediado

La inmunoglobulina E es un anticuerpo responsable de la respuesta contra agentes patógenos y parásitos. Cuando responde contra antígenos que no son adversos para el ser humano se habla de alergia. La cantidad de alérgeno necesario para activar este mecanismo varia con cada caso, desde trazas hasta grandes cantidades.

Reacciones inmunológicas – IgE no mediado

Cuando se trata de una reacción inmunológica, pero no esta involucrado el IgE se suele denominar “IgE no mediado”.

El caso más conocido es la celiaquía, que se produce por la mal absorción crónica del gluten en el intestino. El tratamiento consiste en la estricta eliminación del gluten, en estos casos se recomienda ni siquiera consumir trazas.

Reacciones no inmunológicas

Existen múltiples posibles reacciones no inmunológicas que pueden producir efectos adversos al consumir determinados alimentos, vamos a explicar la más común (en los enlaces al final de esta entrada podrás encontrar amplia información sobre  las demás).

Reacciones no inmunológicas – Déficit enzimático

Cuando no se trata de una reacción inmune, sino que el organismo carece de las enzimas necesarias para procesar determinados productos (lactosa, fenilalanina, fructosa…) se producen efectos diversos (y de gravedad diversa). El caso más conocido es la intolerancia a la lactosa, donde la ausencia de la enzima lactasa produce efectos adversos.

Esta guía es básica y muy visual para fomentar que la gente entienda las principales ideas. Existe mucha información online al respecto, te dejamos enlaces muy interesantes que pueden ayudarte si quieres ampliar conocimientos al respecto.

Para saber más:

SEICAP – Alergias a alimentos

AEPNAA – Alergia mediada por IgE

AEPNAA – Anlergia no mediada por IgE

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: